CREMAS CON ÁCIDO GLICÓLICO » Rutina de cuidado personal

Advertisement

Usar cremas con ácido glicólico es una excelente manera de cuidar tu piel y hacer que obtenga todos los beneficios de este compuesto.

Advertisement

A pesar de que sabemos todos los beneficios de este compuesto para nuestra piel, a menudo no sabemos qué productos utilizar y mucho menos como incluirlo en nuestra rutina de cuidado personal.

El saber cómo utilizar el ácido glicólico e incluirlo en tu cuidado personal te asegurará que obtengas los mejores resultados y sin preocuparte por los efectos secundarios.

Advertisement

¿Cómo usar cremas con ácido glicólico?

Las cremas con ácido glicólico son un excelente producto de cuidado personal, pero es necesario saber toda la información antes de comenzar a utilizar estos productos para así tener una piel saludable, hermosa y radiante.

Cuidado con la concentración

Algunas personas compran los productos que contienen la mayor concentración de ácido glicólico, creyendo que así obtendrán mayores beneficios, pero esto no es así.

De hecho, esto puede ser perjudicial para la piel, porque cuando no está acostumbrada al tratamiento con este compuesto puede reaccionar de manera más severa a una crema de alta concentración.

De manera que para poder incluir cremas con este compuesto lo más aconsejable es que comiences con una concentración baja, de 5-8% y luego a medida que tu piel se vaya adaptando puedes incluir más productos o variar la concentración.

Escoge el producto

Existen una gran variedad de opciones de productos con ácido glicólico, desde exfoliantes, toallitas, serum, cremas, entre muchos otros.

Debes escoger el producto en base a la necesidad específica de tu piel, recordando siempre que la concentración debe permanecer baja.

Por ejemplo, si sufres de acné puedes beneficiarte de incluir una crema con ácido glicólico que apliques todas las noches para que pueda ir mejorando tu condición.

Las cremas hidratantes con ácido glicólico son la mejor opción porque por lo general no tienen concentraciones tan altas y son muy seguras de utilizar con tu piel.

Observa la reacción en tu piel

 

Aplica el producto en tu piel y observa como reacciona. Si se torna toda roja e irritada, y sientes dolor e inflamación o algún cambio en la piel por su aplicación, debes suspender su uso porque probablemente sea muy fuerte para ti.

En cambio, si luego de aplicar el producto no observas ningún cambio notable en tu piel quiere decir que es seguro de usar.

Al principio es probable que sientas un pequeño cosquilleo en la piel, o incluso que se torne un poquito roja, pero esto es normal siempre y cuando no te genere alguna molestia.

Incrementa la cantidad de aplicación

A medida que vas utilizando el producto de seguro notarás que el efecto que notabas al principio de la aplicación ya está disminuyendo, esto quiere decir que puedes incrementar la cantidad de producto que aplicas o incluso permitir que el producto dure un poco más de tiempo en tu piel, como es en el caso de los exfoliantes.

Aplica el producto en las noches

contraindicaciones del ácido glicólico

Lo más recomendable es que te apliques la crema o cualquier otro producto que quieras utilizar por las noches, ya que el ácido glicólico hace que tu piel esté más sensible y por lo tanto necesitas protegerla.

Además, en las noches permites que el compuesto actúe mejor sobre tu piel.

Utiliza un protector solar

Una de las características del ácido glicólico es que hace que la piel sea más sensible a los rayos ultravioletas, ya que elimina la capa superficial de la piel dejando descubierta una capa nueva y más joven.

De manera que debes protegerla con un buen protector solar, y debes usarlo todos los días, incluso si está nublado, porque tu piel está vulnerable a los rayos UV.